Raúl Castro se retira definitivamente de la política cubana por razones medicas

Noticiero Venezolano.-  El 16 de abril de 2021, Raúl Castro, hermano menor del exlíder cubano Fidel Castro, renunció como primer secretario del Partido Comunista de Cuba, el cargo más poderoso de Cuba.


Castro, de 89 años, se convirtió en presidente de Cuba en 2008, luego de la incapacidad de su hermano, y asumió como primer secretario de Fidel en 2011. Fidel Castro murió en 2016.

Así como la muerte de Fidel no transformó abruptamente los lazos antagónicos entre Estados Unidos y Cuba, tampoco lo hizo la partida de Raúl Castro.

El presidente cubano Miguel Díaz Canel, quien asumió el cargo en 2018 después de que Raúl Castro renunció a la presidencia, se ha resistido a los pedidos de reformas democráticas y tiene problemas económicos urgentes que abordar, así como una pandemia.

Lo mismo ocurre con su homólogo estadounidense, el presidente Joe Biden. La Casa Blanca declaró recientemente que la política hacia Cuba "no es una prioridad absoluta".

Ninguno de los líderes se arriesga a arriesgar su futuro político con una diplomacia audaz. Pero los jóvenes cubanos continúan separándose de las políticas y prioridades de su gobierno, creando así una base para una relación diferente con Estados Unidos.

La retirada de Raúl Castro coincidió con el 60 aniversario del triunfo militar de Cuba sobre Estados Unidos en Bahía de Cochinos.

Las tropas cubanas utilizan artillería antiaérea de fabricación soviética para frustrar una invasión de Bahía de Cochinos respaldada por Estados Unidos en abril de 1961. AFP a través de Getty Images

El 17 de abril de 1961, ciudadanos cubanos con la ayuda de la CIA iniciaron una invasión destinada a derrocar a Fidel Castro. El ejército cubano los derrotó rápidamente, humillando a la administración Kennedy.

Cuba se alía rápidamente con la Unión Soviética, entonces el mayor enemigo de Estados Unidos. Estados Unidos respondió con un duro embargo comercial.

Durante las siguientes seis décadas, las relaciones entre Estados Unidos y Cuba alternaron entre hostiles y heladas, con un breve deshielo bajo el presidente Barack Obama.

La Cuba de Fidel Castro ha apoyado levantamientos de izquierda y aliados soviéticos en América Latina y en todo el mundo, desde Nicaragua hasta Angola. En 1962, Castro autorizó la instalación de misiles soviéticos en Cuba y el objetivo estadounidense a unas 160 millas de distancia, llevando a Estados Unidos y la Unión Soviética al borde de una guerra nuclear.

Hoy Cuba sigue siendo comunista y permanece en la lista del Departamento de Estado de países que apoyan el terrorismo, junto con Irán y Corea del Norte. Pero sin patrocinadores como los soviéticos, no representa ningún peligro para el continente americano o sus aliados.

Cuba puede hacer poco más que enojar a los presidentes estadounidenses apoyando a los líderes latinoamericanos que se resisten al poder estadounidense, como Nicolás Maduro de Venezuela y el exlíder de Bolivia, Evo Morales.

El pueblo cubano también ha cambiado, basado en mis dos décadas de investigación y viajes en la isla.

A diferencia de sus padres y abuelos, los cubanos veinte, treinta y cuarenta nunca han disfrutado de un contrato funcional y duradero con el régimen: les damos la vida y, a cambio, ustedes nos brindan apoyo, o al menos aquiescencia.

Los cubanos que alcanzaron la mayoría de edad durante o después del llamado "período especial" de la década de 1990, cuando Cuba enfrentó el colapso económico, dependen del gobierno para brindar ciertos servicios, principalmente atención médica y educación. Pero saben que no puede alimentar, vestir y hospedar a sus habitantes de otra forma que no sea la más elemental.

Los jóvenes cubanos tienen que trabajar duro para sobrevivir - o "resolver", un verbo en español que significa "resolución", pero en Cuba se refiere al apoyo familiar.

En 2008, el gobierno de Raúl Castro permitió a los cubanos obtener ingresos privados, con la esperanza de que los cubanos ganaran más y generaran más ingresos tributarios. Anteriormente, todos los trabajos en Cuba eran trabajos del gobierno, ya fuera un tendero o un arquitecto, con salarios regulados por el gobierno.

Hoy, las estadísticas oficiales indican que alrededor de un tercio de los cubanos tienen un trabajo privado. Pero la proporción real es casi con certeza más alta. Casi todos los cubanos adultos que conozco tienen su propio negocio, cortándose el pelo o alquilando su casa como pensión, con trabajos tradicionales regulados por el gobierno.

Mientras tanto, el gobierno ha comenzado a eliminar gradualmente los subsidios que durante mucho tiempo han definido la vida cubana. Las cartillas de racionamiento de alimentos básicos están desapareciendo y con ellas los precios subsidiados.

Una persona mayor con una máscara facial camina por una calle de La Habana, sosteniendo una bolsa de compras.

Los precios de los alimentos se han disparado en Cuba y las colas en los mercados públicos pueden ser largas. Yamil Lage / AFP a través de Getty Images

Los costos de alimentos y ropa se duplicaron o triplicaron en Cuba el año pasado. Los precios de los servicios públicos se han multiplicado por cuatro o cinco.

Los salarios estatales cubanos han aumentado desde la liberalización económica, pero no tanto.

Como resultado, muchos cubanos operan al margen de la ley, comerciando de todo, desde ropa hasta comida chatarra y gasolina robada del estado. Los cubanos llaman "bisneros" a las personas que realizan actividades ilegales.

Ya sean restauradores legales o panaderos del mercado negro, los cubanos dirigen negocios no para enriquecerse sino para "asentarse". Esperan mejorar modestamente su situación permitiendo que sus familias coman una variedad más amplia de alimentos más frescos o ahorren para la fiesta de cumpleaños de un niño.

Cuba "nos obliga a ser criminales solo para ganarnos la vida", dijo Carlo Rodríguez, de 26 años, mesero en un restaurante de La Habana.

Los cubanos mayores permanecen fieles a la visión de Castro de Cuba como un puesto de avanzada antiimperialista y antinorteamericano. Pero consignas revolucionarias como "socialismo o muerte" - "socialismo o muerte" - no resuenan entre la juventud cubana.

Fotografía en blanco y negro de Castro, con su tradicional gorra revolucionaria, conduciendo un trineo tirado por caballos en la nieve, rodeado de rusos en traje tradicional.

Los jóvenes cubanos también quieren más libertad de expresión. Si bien los cubanos pueden gemir y quejarse en privado, el gobierno cubano ha restringido durante mucho tiempo las libertades civiles. El periodismo está financiado principalmente por el estado y los pocos periódicos independientes del país tienen problemas cuando los artículos critican al régimen.

El año pasado, un movimiento de artistas disidentes se organizó a través de WhatsApp y obtuvo suficiente apoyo popular como para obligar al gobierno a negociar sin precedentes sobre la expansión de la libertad de expresión en Cuba. Siguió una represión, con algunos disidentes encarcelados. Pero persisten las demandas de libertad de expresión entre la juventud cubana.

La mayoría de los cubanos también quieren vínculos más estrechos con Estados Unidos, según una encuesta de 2015. Desde la adopción el año pasado de una moneda única vinculada al dólar estadounidense, el dinero estadounidense ha sido "como o" en la isla. me dijo. Mi amigo Tony, un caminante.

Es el embargo de Estados Unidos y las estrictas restricciones del expresidente Donald Trump para viajar a la isla, no el gobierno cubano, lo que impide que los estadounidenses gasten sus dólares en la isla.

Los cubanos lo saben y culpan al embargo de hacerles la vida miserable. Pero los jóvenes cubanos reconocen que la economía planificada y planificada de Cuba también es un problema.

Los cubanoamericanos, por otro lado, han apoyado ampliamente a Trump. Encuestas recientes han demostrado que alrededor del 45% apoya el mantenimiento del embargo, 10 puntos más que hace dos años.

Tales sentimientos hacen que sea más difícil para Biden iniciar su "deshielo" al estilo Obama. Pero no pueden detener los cambios que se están produciendo en la sociedad cubana.

O.H. |  www.noticierovenezolano.com

     

Entradas que pueden interesarte

facebook